El Colegio de Farmacéuticos de Zaragoza recuerda la importancia de una correcta hidratación

Ante las elevadas temperaturas

Guardar

imagen campaña2
imagen campaña2
El Colegio Oficial de Farmacéuticos de Zaragoza (COFZaragoza) ha participado, un año más, en la campaña sanitaria 'Cinco Claves en Hidratación', una iniciativa que se llevará a cabo durante los meses de verano en las 735 farmacias aragonesas y que tiene por objetivo incidir entre la población acerca de la importancia de la hidratación y de las necesidades diarias de líquidos en función de la persona y de su situación fisiológica.

La vocal de Alimentación del esta corporación sanitaria de ámbito provincial, Pilar Labat, recuerda que con la llegada del verano y de las altas temperaturas es necesario conocer las pautas para una correcta hidratación y prestar atención especial a posibles situaciones de riesgo.

En este contexto, Pilar Labat destaca que "es fundamental tener presente una serie de consideraciones, por ejemplo, en personas mayores, cuya sensación de sed disminuye, así como en mujeres embarazadas quienes deben incrementar su aporte de líquidos para ayudar, entre otros factores, a eliminar toxinas del cuerpo y disminuir los riesgos de infecciones urinarias".
Cinco claves
Al igual que en ediciones anteriores de la campaña sanitaria, las farmacias de Aragón dispondrán de material divulgativo y folletos con información dirigida al ciudadano. Junto al folleto, se elaboró también un vídeocomunicado para insistir en la necesidad de una adecuada hidratación. La campaña, impulsada por el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CGCOF), cuenta en Aragón con la colaboración de los Colegios Oficiales de Zaragoza, Huesca y Teruel.

Como novedad en esta edición, los farmacéuticos participarán de manera voluntaria en una encuesta realizada de forma anónima entre los usuarios de la Farmacia para conocer los hábitos de hidratación de la población. En este sentido, el COFZarogoza apunta cinco claves, como son beber sin esperar a tener sed; consumir entre dos y dos litros y medio de agua al día; las bebidas con sales minerales pueden facilitar una mejor rehidratación; hidratarse antes, durante y después si se realiza actividad y ejercicio físico; y si se lleva a cabo algún tipo de dieta tener en cuenta que pueden variar los requerimientos específicos de agua.