El mirador

En Europa rebrota la covid19 pese a la vacunación, ¿o por la vacunación?

La reciente advertencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS), de que Europa está sufriendo un punto crítico de rebrote de la pandemia, permite al analista ofrecer variables que pueden causar la situación, entre las que no descarta la propia vacunación, no solo porque la destinada a la covid19, como la de la gripe, no comporta inmunidad de grupo, sino porque tampoco asegura que el vacunado no vaya a infectarse. (Este comentario está actualizado a 13 de noviembre de 2021)

El aviso de la OMS (Organización Mundial de la Salud)

“La OMS advierte de que Europa se encuentra en “punto crítico” de rebrote.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió el 4 de noviembre de que la situación de la pandemia de coronavirus en Europa es de “gran preocupación” y apuntó a la insuficiente cobertura de vacunas y al relajamiento de las restricciones para explicar la subida de casos experimentada en las últimas semanas.

La región europea de la OMS -que incluye a 53 países de Europa y Asia Central- registró la semana pasada casi 1,8 millones de nuevos casos y 24.000 muertes, y en Europa el aumento de transmisiones en las últimas cuatro asciende al 55 %.

Aunque la subida de casos es generalizada en todos los grupos de edad, la OMS destacó como más preocupante el “rápido” aumento en las personas mayores, ya que el 75 % de las muertes son de gente de más de 65 años”. https://www.heraldo.es/noticias/salud/2021/11/04/oms-advierte-europa-encuentra-punto-critico-rebrote-1531385.html?autoref=true

Casos de covid19 en la Unión Europea (y los países de su entorno)

Puesto que la región europea de la OMS abarca a muchos países del Asia Central (que estaban englobados antes en la URRS, la Unión de Repúblicas Soviéticas), veamos la situación de la covid19 en la Europa occidental.

Pues bien, al comienzo de noviembre se repite la situación general en la Europa occidental, de acuerdo con los datos del European Centre for Disease Control and Prevention (ECDC).

Se están deteriorando todos los indicadores: casos, ingresos en hospital, ingresos en UCI y muertes. El nivel de “preocupación” es de 7,3 sobre un máximo de 10  https://www.ecdc.europa.eu/en/cases-2019-ncov-eueea

Se observa lo mismo si se analizan las gráficas de “Ourworldindata” de la Universidad de Oxford, donde se puede incluir la situación del Reino Unido   https://ourworldindata.org/coronavirus/country/united-kingdom?country=GBR~ESP~DEU~PRT~ITA~FRA~DNK~SWE~NLD

Conviene tener en cuenta que la Europa occidental es una región con más del 60% de cobertura vacunal y varios países tienen una cobertura vacunal de más del 80%. Además, con la inmunidad generada por haber sufrido la enfermedad, la protección puede llegar a ser del 92% (el 92% de la población tiene anticuerpos contra el virus, el SARS-CoV-2), como en el Reino Unido https://www.ons.gov.uk/peoplepopulationandcommunity/healthandsocialcare/conditionsanddiseases/bulletins/coronaviruscovid19infectionsurveyantibodyandvaccinationdatafortheuk/27october2021

 

Las vacunas de la covid19 no conllevan inmunidad de rebaño, y los vacunados pueden contagiarse (incluso más que los no vacunados)

Por comparar, sabemos que la vacuna de la gripe no evita la gripe ni sus complicaciones, y tampoco conlleva inmunidad de grupo. Además, quienes están vacunados pueden expulsar seis veces más virus gripales si pasan la gripe http://www.pnas.org/content/pnas/early/2018/01/17/1716561115.full.pdf

Todo lo anterior no es un trabalenguas, y lleva al deseo de ser atendido por un profesional sanitario que no haya sido vacunado contra la gripe, pues así es seguro que difundirá menos virus. En general, la vacuna de la gripe es una vacuna fallida que ni conlleva inmunidad de rebaño, ni impide pasar y contagiar la gripe http://www.nogracias.org/2018/09/11/vacuna-la-gripe-informacion-pacientes-profesionales-juan-gervas/

Las vacunas de la covid19 tampoco conllevan inmunidad de grupo y hay datos que demuestran que los vacunados pueden infectarse más. Por ejemplo, en el Reino Unido: “In individuals aged greater than 30, the rate of a positive COVID-19 test is higher in vaccinated individuals compared to unvaccinated” (“en mayores de 30 años, la positividad de las pruebas covid19 es mayor en los vacunados que en los no vacunados”) (página 13, tabla 5) https://assets.publishing.service.gov.uk/government/uploads/system/uploads/attachment_data/file/1029606/Vaccine-surveillance-report-week-43.pdf

Son datos sin corregir, como casi todos los que se ofrecen al comparar vacunados y no vacunados, pero indican una posibilidad que coincide con los datos respecto a que la inmunidad de grupo es una ficción pues las vacunas de la covid19 no impiden la infección ni la transmisión del virus   https://ukhsa.blog.gov.uk/2021/11/02/transparency-and-data-ukhsas-vaccines-report/    http://blog-reap.blogspot.com/2021/08/la-inmunidad-de-gruporebano-frente-al.html?m=1  http://saludineroap.blogspot.com/2021/08/el-espejismo-de-la-inmunidad-de-rebano.html   https://www.actasanitaria.com/mortalidad-por-covid19-no-vacunados-versus-vacunados/

¿Por qué pueden contagiarse más los vacunados?

No lo sabemos. Pudiera ser que al decaer la efectividad vacunal fuera más fácil la infección. Es decir, que al caer a los seis meses la inmunidad artificial provocada por las vacunas el sistema inmunitario hubiera quedado “dañado” y en cierta forma menos capaz de producir defensas naturales y que por ello fuera más fácil la infección.

Hay que tener en cuenta que las vacunas de la covid19 al uso (Pfizer, Moderna, AstraZeneca, Janssen, CanSino, Sputnik) “ponen a trabajar” a todas las células del organismo (del cerebro, de músculos, del hígado, de los ovarios, etc) para producir una molécula del virus, una proteína del SARS-CoV-2, que inunda la sangre como un tsunami y lleva a la producción de anticuerpos (defensas) contra dicha proteína del virus.

Puesto que dichas vacunas añaden material genético, nos convierten en una especie de “animales transgénicos temporales” produciendo las células humanas una proteína extraña, la del propio virus SARS-CoV-2 (la glicoproteína S de la cubierta)
http://saludineroap.blogspot.com/2020/11/vacunas-contra-la-covid-que-contienen.html

Es muy artificioso este mecanismo, muy anti-natural, ya que las defensas (anticuerpos) se producen contra una proteína ajena, del virus, pero producida por las propias moléculas del cuerpo humano. Además, dicha proteína se produce masivamente y durante un cortísimo periodo de tiempo, lo contrario que las defensas que se generan por la infección natural.

No sería raro el daño a largo plazo del sistema inmunitario humano con tal avalancha de moléculas del virus producida en todas las células del cuerpo humano.

Si las vacunas de la covid19 no nos sirven para evitar brotes de covid19 sino que probablemente los facilitan ¿sirven las medidas no farmacológicas como uso de mascarillas, confinamientos, toques de queda y demás?

Usted puede contestar a esta pregunta, si se olvida de la retórica de la OMS que hace continuos llamamientos a vacunar más y a re-instaurar y endurecer las medidas no farmacológicas.

Basta con que usted mismo analice los datos de la Europa occidental y compruebe que es una simpleza tanto valorar la cobertura vacunal como la intensidad y mantenimiento de las medidas no farmacológicas pues los rebrotes son generales, con independencia de dichas medidas y de las coberturas vacunales.

El caso paradigmático es el del Reino Unido, en que se pueden comparar las medidas de Inglaterra, Gales y Escocia, y descubrir que la evolución ha sido similar en casos, hospitalizaciones y muertes pese a tomar medidas muy diferentes, incluyendo el mantener por más tiempo estrictas normas no farmacológicas en Gales y Escocia https://twitter.com/drraghibali/status/1451166919915094022    https://www.nature.com/articles/d41586-021-03003-6

Al caso del Reino Unido se ha unido el de Singapur, un país ejemplar por su respuesta a la pandemia, que está sufriendo un brote covid19 de violencia inusitada, en casos y muertes, como nunca había tenido. Coincide con el incremento de la tasa de vacunación, ya en más del 87%. La misma situación se repite en los Países Bajos, con el 86% de la población vacunada y aumento de los casos de covid19, y de las muertes por dicha enfermedad (hay más muertes que hace un año, cuando nadie estaba vacunado)  https://ourworldindata.org/coronavirus/country/singapore https://ourworldindata.org/coronavirus/country/netherlands

¿Qué hacer?

Lo clave es reconocer nuestra ignorancia y aceptar que las vacunas de la covid19 no pueden contener la infección por el virus, SARS-CoV-2, y centrarnos en las “vacunas sociales” pues la pandemia no es igual para todos, sino mucho peor para los pobres, personas con trabajos precarios y pacientes vulnerables (y especialmente para los ancianos hacinados y polimedicados innecesariamente en los morideros que llamamos asilos) https://www.actasanitaria.com/covid19-vacunas-habra-muchas-pero-solo-una-durarera-la-social/

Respecto a las vacunas de la covid19 es fundamental saber que su beneficio es a corto plazo y de tipo individual. La protección frente al contagio es de poco más de tres meses, y una vez infectados los vacunados contagian algo más (25%) que los no vacunados (23%) https://www.thelancet.com/journals/laninf/article/PIIS1473-3099(21)00648-4/fulltext

Es falso (como en la vacuna de la gripe) que al vacunarse uno está protegiendo a los demás https://www.cnbc.com/2021/08/12/herd-immunity-is-mythical-with-the-covid-delta-variant-experts-say.html

Vacunarse contra la covid19 es una decisión que tiene lógica personal ante el miedo a la enfermedad, pero no es un acto “de desprendimiento”, ni de altruismo, sino más bien de egoísmo (pues conlleva beneficio personal a corto plazo a costa del incremento de la probabilidad de infección y, quizá, de transmisión). Es fantasía, si no manipulación, el “me protejo, te protejo” https://www.actasanitaria.com/vacunas-covid19-es-fantasia-el-me-protejo-te-protejo/

Precisamos, pues, mejores vacunas de la covid19 que creen inmunidad personal a largo plazo y que conlleven inmunidad de grupo. Son muchas las razones para exigir esa mejora, sobre todo relacionadas con la falta de efectividad en personas y poblaciones, y la falta de seguridad, también en ambos casos https://saludineroap.blogspot.com/2021/11/doce-razones-para-exigir-mejores.html

En general, sirven las recomendaciones de Japón, válidas desde marzo de 2020: “evitar los lugares mal ventilados, los hacinamientos y las aglomeraciones, además de localizar y aislar tempranamente a los “supercontagiadores” (los que en mayor cantidad y gravedad propagan la enfermedad)”. También, consuma los menos medicamentos posibles pues muchos de ellos se asocian al incremento de la gravedad y mortalidad por covid19, como los neurolépticos, tranquilizantes, ansiolíticos, opioides y los “protectores del estómago”  https://www.actasanitaria.com/la-etica-esta-en-caida-libre-desde-el-comienzo-de-la-pandemia-covid19-la-ciencia-tambien/  https://bmcmedicine.biomedcentral.com/articles/10.1186/s12916-021-01907-8  https://www.prescrire.org/fr/203/1845/60070/0/PositionDetails.aspx

Estar vacunado de la covid19 no es garantía de no infectarse ni de no transmitir la covid19.

La vacunación de la población no contiene los brotes de covid19 en la población e incluso parece que sucede lo contrario. Ya dijo Baltasar Gracián hace cuatrocientos años que “Muchas veces nace la enfermedad del mismo remedio”.

Juan Gérvas

Doctor en Medicina. Médico General jubilado. Equipo CESCA (Madrid, España). [email protected]; [email protected]; www.equipocesca.org; https://t.me/gervassalud

13 Comentarios

  1. cristina says:

    Acabo de leer su interesante artículo sobre el rebrote de covid-19 en Europa pese a la alta tasa de vacunación de su población, hablo de Europa Occidental. Siendo Israel el país pionero en vacunar a su población en un tiempo récord, incluida la vacuna de refuerzo, que administró antes que en Europa, después de la tercera dosis, ha tenido un repunte importante tanto en casos como en fallecidos. Viene a cuento porque, recuerdo haber leído, hace algún tiempo, un artículo de un prestigioso virólogo en el que advertía de la posibilidad de que la presencia de anticuerpos empeorara la enfermedad, conocido como fenómeno ADE. ¿Qué opina al respecto? Aplicando el principio de precaución y siguiendo el juramento hipocrático de no perjudicar, ¿no habría sido quizás más sensato dejar que el virus siguiera circulando entre la población sana, jóvenes, adultos, que, de esta forma, se fuera inmunizando de forma natural eso sí, protegiendo a los más frágiles -ancianos y demás personas con problemas de salud? Finalmente, leí que la India, un país con un sistema sanitario bastante peor que el israelí ha salido mucho mejor parada ya que, gracias a la administración del fármaco oral, Ivermectine, mucho más barato que las vacunas, la ola Delta duró tan solo un mes. Lo dejo a su consideración. Un atento saludo,
    Cristina.

  2. M. Teresa García Sánchez says:

    Se han preocupado más de coaccionar a los que no se fian de la vacuna, que de ver el gran fallo de ésta, a parte de sus contraindicaciones, que en la mayor parte se callan “como en España” sobretodo las cardiopatias en los niños, ya avisaron medicos, que a los dos meses de las vacunas, los infectados aumentaban exageradamente, pero por desgracia, se han dedicado a privar nuestra libertad, y castigar al que osa hacer uso de ella, en lugar de reconocer que las vacunas no dan la talla, esperando que en los próximos meses ó años no haya que lamentar cosas peores, en conjunto a sido todo muy nefasto, sobre todo la gran desinformacion, que hacía que los medios dibulgaran barbaridades, sin lógica, sin pruebas y tapando todo lo que no querian que supieramos. “Que vergüenza”

  3. Pablo says:

    Siempre encuentro en sus razonamientos un espacio en donde dejar descansar la falta de encaje de las narrativas lineales. Una ventana para el sentido común.
    Perteneciendo al colectivo sanitario me sigue sorprendiendo el poco espíritu crítico de [email protected] habitantes de la profesión. Quizá por la polarización del mundo actual, “o estás conmigo o estás contra mi” en el posicionamiento sobre la narrativa pro vacunación. Cuando hablo con ellos, no parecen tener dudas sobre el efecto positivo de la vacunación a nivel global y a nivel individual. Por mucho que busco, no consigo encontrar una metodología que, por muestra utilizada, permita concluir que “los vacunados tienen menos riesgo de contraer la enfermedad”. Del mismo modo, ante la avalancha de datos sobre contagios, hospitalizaciones y muertes, en ningún caso consigo ordenarlos de manera en que el dato “vacunación” intervenga de una manera en la que poder interpretarla. La falta de mención de ninguno de los otros factores; tiempo, medicación utilizada (o no utilizada), mejor conocimiento de la enfermedad, población ya inmunizada de forma natural, perfiles individuales más allá de la edad, etc… no me permite comprender el efecto que pueda tener la vacunación. Y en esa duda reside, no el rechazo, sino el espíritu científico de la incertidumbre y del saber. No una postura o una opinión, sino una episteme incompleta.
    Afuera, un silencio ensordecedor de certezas me abruma.
    Gracias

  4. José Uzcanga says:

    Ya vamos para dos años hablando de como se han hecho mal las cosas. He sido valipendiado por muchos de mis amigos (si es que aún siguen pensando que soy su amigo) y nada pasa. Ni mis amigos, ni los responsables de tomar decisiones han cambiado su forma de actuar al frente de la pandemia. Más aún, a los nuevos eventos, solo los hace aumentar sus medidas (más lockdown, más vacunas, más perjuicios a los más débiles incluyendo niños. Que hacer para que esto cambie?

  5. Carolina says:

    Un gusto leerle doctor, después de tanto tiempo escuchando la “versión oficial”.
    La ciencia médica se basa en contrastar opiniones y que cada uno aporte su saber, no en la imposición de un “saber único”.
    Me ha hecho volver a sentir orgullo de la profesión sanitaria leerle.
    Gracias.

  6. Jesus Alonso says:

    Excelente y documentada reflexión. Ya sospechamos desde el inicio de la pandemia que el daño social y mental iba a ser mucho mayor que la morbilidad. Ahora hay que añadir la trampa de las vacunas que no servirán para cortar la trasmisión e impedirán la respuesta de una inmunidad natural. Puedo entender las prisas de los políticos por abordar el tema, lo que no puedo entender es el silencio de las sociedades científicas médicas.

  7. Jose Luis Heras says:

    Es un lujo Sr. Gervás disponer de su conocimiento y sobre todo de la manera en como lo transmite, sin grandilocuencias ni lecciones de competencia. Sigo sorprendiéndome de como la familia médica/sanitaria no es más crítica (o simplemente crítica) con lo que está pasando… con no se generan debates serios, por lo menos ahora que ya está vacunada (o inoculado el experimento) una gran parte de la población… si hay, que la hay, una mínima sospecha de efectos “colaterales” entre los niños vacunados, como es que no se detiene de inmediato la vacunación en menores??? por favor, compartamos nuestras dudas…

  8. Jordi says:

    Les sugiero que observen las gráficas de mortalidad para todas las causas Euromomo. Si el objetivo de “nuestros representantes” era salvar vidas, estan fallando estrepitosamente. Sobretodo para grupos de edad jovenes.

    https://www.euromomo.eu/graphs-and-maps/

  9. Dr. san says:

    Artículo racional. Perfecto. Impecable.
    El fenómeno del secuestro inmunológico no gusta a la “industria”. Pero está y convierte a los inyectados en auténticos yonkies bajo el mantra de los anticuerpos y sus niveles como única opción salvadora cada trimestre…Y ni un debate entre Rafa Nadal, Ana Rosa Quintana,El Kun Agüero y Belen Esteban al respecto.

    Insisto: Articulazo.

  10. Cristina says:

    Contestando a Jesús Alonso sobre el silencio de científicos y médicos, quizás pueda deberse a inconfesables conflictos de intereses de unos cuantos o no querer significarse y frustrar una prometedora carrera. Saludo

  11. Pablo says:

    Hola, Jordi:
    No entiendo del todo la idea que quieres transmitir, en edades jóvenes no parece haber mucha afectación, pero en mayores hay dos claras montañas que llegan hasta el inicio de 2021. Si parecen indicar un evento nuevo… y es previo a la vacunación. En la observación de una linealidad, esta info parece soportar la idea de la vacunación.
    Corrígeme si estoy equivocado.
    Gracias

  12. Jordi says:

    Hola Pablo,
    Por ejemplo, el exceso de mortalidad para este 2021 en la franja de edad de 15-44 años, por el momento, está superando los últimos años de mucho. En su própia escala de valores se sale de la normalidad.
    Me refiero a las gráficas de colores por años, al acumulado.
    No quiero llegar a conclusiones ni vincularlo a nada en concreto. Sólo indicar el hecho de que quizá estemos obviando un hecho imoortante para el análisis de sus causas.

  13. Maria says:

    Muchas gracias por su esfuerzo divulgativo.
    Expongo mi duda.

    Leo que ~92% de la población puede tener anticuerpos contra el virus. Me queda la duda si es por la combinación de vacunación y exposición natural al virus, o sólo por esta última.

    Si tenemos brotes de Covid, se me ocurren dos causas:

    i) Los vacunados han perdido su inmunidad y por ende, son susceptibles de enfermar al igual que los no vacunados.
    Siendo esto lo que está ocurriendo.
    o,
    ii) Los brotes de Covid actuales son ‘artificiales’, es decir, no son provocados por el virus real sino por la vacuna.
    Hablaríamos en este caso de un Covid real y un Covid vacunal.

    Muchas gracias.