Derecho Sanitario A la hora de evaluar méritos profesionales

El Supremo no ve discriminación en valorar más el PIR que las otras vías para obtener la especialidad

— Madrid 21 Oct, 2019 - 5:27 pm

La Sección Cuarta de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo ha desestimado el recurso presentado contra la Orden de 17 de julio de 2015, de la Consejería de Sanidad del Gobierno de la Región de Murcia, por la que se modifica la Orden que regula la selección del personal estatutario temporal del Servicio Murciano de Salud (SMS), que impugna, concretamente la mayor valoración que se hace de los méritos profesionales «respecto de los psicólogos clínicos que han obtenido la especialidad vía Psicólogo Interno Residente (PIR) en relación a los que lo han obtenido por otras vías».

Ante la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Murcia se siguió el recurso contencioso-administrativo en cuestión, que impugnó la modificación de la Orden de la cartera sanitaria del Ejecutivo regional que regula la selección del personal estatutario temporal del SMS, «incluyendo los baremos de méritos aplicables a las distintas opciones de la categoría de Facultativo Sanitario Especialista, en concreto apartados A3) y B3) de los baremos de ‘Méritos académicos’ y ‘Méritos profesionales’, en lo que afecta a los Facultativos Especialistas en Psicología Clínica», según informa el Tribunal Supremo.

«En el recurso se impugnaba que se concediera 0,6 puntos por mes, respecto de los servicios prestados en la Administración Pública, mediante una relación de naturaleza estatutaria, funcionarial o laboral, en una opción que siendo distinta de la convocada, forme parte de la categorías de Facultativo Sanitario Especialista y Facultativo Sanitario no Especialista de las previstas en el Decreto 119/2002, de 4 de octubre, por el que se configuran las opciones correspondientes a las categorías del personal estatutario del SMS, así como por la realización del periodo de formación como especialista BIR, FIR, MIR, PIR, QUIR», explica el órgano judicial correspondiente.

Según el Alto Tribunal, «el baremo de méritos para el acceso a la categoría de Facultativo Sanitario Especialista, contenido en la Orden de la Consejería de Sanidad impugnada en la instancia, respecto del ejercicio profesional, no resulta discriminatorio, ni se ha vulnerado, por tanto, la igualdad, entre los que accedieron a la especialidad por la vía de residencia y los que lo hicieron por otras vías diferentes, toda vez que se trata de situaciones diferentes que requieren distinta valoración al mediar una justificación objetiva y razonable».

Fallo del órgano judicial

De esta manera, el Tribunal Supremo desestima, en su sentencia, el recurso de casación presentado, ya que «no existe discriminación alguna teniendo en cuenta que» a aquellos especialistas que «obtuvieron el título de especialista por otras vías distintas al período de residencia»  también se les puede valorar «la experiencia profesional por los servicios prestados durante el tiempo necesario para obtener la especialidad, a pesar de que la convocatoria exija que tales servicios se hayan prestado una opción distinta de la convocada».

Deja un comentario