Hospitales Se reduce riesgo de infección por menos aparataje

El H. Clínico San Carlos utiliza un artroscopio inalámbrico para operar fuera de quirófano

— Madrid 22 Abr, 2016 - 5:32 pm

El Hospital Clínico San Carlos de Madrid ha utilizado un artroscopio digital inalámbrico para realizar una intervención de menisco, una nueva tecnología donada por el jefe de Traumatología, Cirugía Ortopédica y Medicina del Deporte de la Clínica Cemtro de Madrid, doctor Pedro Guillén, a través de la fundación que lleva su nombre, y diseñada y patentada por él mismo en 2007.

22 ARTROSCOPIA im-2Según explica el propio doctor Guillén, el artroscopio sin cables denominado WAD (Wireless Arthroscopy Device) es un dispositivo que consta de una lente convencional, a la que se adapta una batería, una luz regulable y una cámara en miniatura que envía la imagen vía wifi a un ordenador. Todo el dispositivo sólo requiere un maletín pequeño donde llevar el artroscopio, el instrumental y el ordenador portátil.

Menos infección postoperatoria

Sus ventajas residen en que “disminuye el riesgo de infección postoperatoria, facilita la técnica quirúrgica, reduce los costes de la intervención y permite realizar técnicas artroendoscópicas fuera de un quirófano”, asegura este traumatólogo, creador del citado artroscopio inhalámbrico. Otra de sus principales ventajas, añade, es que en el futuro será posible realizar artroscopias en la misma consulta del médico, en hospitales de campaña, en situaciones de emergencia y en regiones con escasos recursos de infraestructuras sanitarias.

La intervención fue presenciada en directo por el consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos, la gerente hospitalaria de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Mª Luz de los Mártires, el director gerente del centro, José Soto; el director médico, doctor Julio Mayor, el responsable de Cirugía Ortopédica y Traumatología, doctor Fernando Marco, el jefe de Traumatología del Hospital Universitario Infanta Sofía, doctor Javier Escalera,  y el traumatólogo del Hospital Universitario Infanta Leonor, doctor Oliver Marín.