Industria farmacéutica

El Gobierno autoriza un nuevo acuerdo para compra centralizada de fármacos inmunosupresores

En su reunión de este viernes y a propuesta de la ministra de Sanidad, el Consejo de Ministros ha autorizado un nuevo acuerdo marco para la compra centralizada de medicamentos inmunosupresores con 10 Comunidades Autónomas, el Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (INGESA), responsable de la gestión de la sanidad en Ceuta y Melilla y dependiente del Ministerio, así como los Ministerios de Defensa y de Interior.

En concreto, se trata de un acuerdo para adquirir inmunosupresores, indicados para pacientes trasplantados y para tratar enfermedades autoinmunes. Este acuerdo, autorizado por el Consejo de Ministros, se suma a otro autorizado por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad para adquirir epoetinas, indicadas para la anemia asociada a la insuficiencia renal y para la anemia en pacientes en quimioterapia. Ambos acuerdos marco estarán vigentes hasta el 31 de diciembre de 2014, con la posibilidad de prórroga por un año más.

 

En el caso de los inmunosupresores, el valor estimado de las adquisiciones es de 370,07 millones de euros para un año y, teniendo en cuenta la prórroga, se calcula en 666,1 millones. El ahorro previsto incluyendo la prórroga es de 14,66 millones de euros. A este acuerdo se han adherido, además del Ingesa, las Comunidades Autónomas de Aragón, Asturias, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Cantabria, Extremadura, Madrid, Murcia, La Rioja y la Comunidad Valenciana, así como el Ministerio de Defensa y el del Interior (Instituciones Penitenciarias).

 

En el acuerdo para adquirir epoetinas, el valor estimado de las adquisiciones en el primer año asciende a 6,02 millones de euros y, teniendo en cuenta la prórroga, sería de 10,8 millones. El ahorro estimado para los dos años sería de 2,65 millones. A este acuerdo se han adherido, además del Ingesa, las Comunidades Autónomas de Asturias, Castilla-La Mancha, Cantabria, Extremadura y Murcia, así como el Ministerio de Defensa.

 

Por tanto, se estima que ambos acuerdos generarán un ahorro superior a los 17,2 millones de euros.

 

Según informa el ministerio de Sanidad, estos nuevos acuerdos suponen un paso más en la racionalización y cohesión en el Sistema Nacional de Salud, y supone el cumplimiento de lo previsto en el Real Decreto-ley 16/2012 de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud. Esta norma, que contiene las principales medidas de la Reforma Sanitaria, contempla propuestas de eficiencia como el fomento de las actuaciones conjuntas de los servicios de salud en las adquisiciones de medicamentos y productos sanitarios.