Tecnología e Investigación

El CUMQ incorpora Prolaris, un test genético que predice la agresividad del cáncer de próstata

— Madrid 17 Feb, 2015 - 7:05 pm

El Centro de Urología Médico-Quirúrgico de Madrid, CUMQ, ha incorporado Prolaris, un test genético que permite predecir la agresividad del cáncer de próstata, esto es el riesgo de progresión de cada tumor y evitar tratamientos innecesarios; el centro utilizará el test genético para definir un tratamiento individualizado y personalizado a la agresividad del tumor de cada paciente.

17 CUMQ IM-1El cáncer de Próstata es el tumor más frecuente en hombres a partir de los 65 años, y en España 27.000 personas son diagnosticadas cada año de este tumor. Sin embargo, no todos los tumores tienen el mismo comportamiento y agresividad, y en numerosas ocasiones se somete al paciente a tratamientos excesivos e innecesarios que merman su calidad de vida. Prolaris, la prueba genética que ha incorporado el Centro, ayuda a los especialistas a definir un tratamiento personalizado y el más adecuado para cada paciente, en función de cómo vaya a evolucionar el tumor.

Desarrollado por Myriad Genetics, en colaboración con centros de referencia como la Universidad de California (San Francisco), Prolaris es el primer test que, a partir del estudio genético, y junto a otras variables clínicas, como la información de la biopsia (grado histológico de Gleason) y el nivel de PSA, facilita al especialista una mejor clasificación del riesgo y la personalización del tratamiento (más ajustado al riesgo y gravedad real del cáncer).

Las mejores opciones de tratamiento

Según datos publicados por Current Medical Research and Opinion, el 65% de los médicos cambian sus tratamientos originales para hombres con cáncer de próstata a partir de los resultados del test. Prolaris fue evaluado en 11 estudios clínicos con más de 5.000 pacientes, y en todos ellos demostró capacidad para predecir la progresión de la enfermedad. CUMQ es el quinto centro en España que cuenta con el test y el tercero en la Comunidad de Madrid.

El estudio genético permite indicar las mejores opciones de tratamiento. El test, que se basa en la expresión de 46 genes implicados en la regulación y la progresión del ciclo celular, contribuye a una mejor clasificación de los pacientes con cáncer de próstata en grupos de riesgo. Para ello proporciona una medida cuantitativa de los niveles de expresión de estos genes que ofrece como resultado el riesgo que supone el cáncer de próstata para el paciente a 10 años vista: la expresión genética baja se asocia con un reducido riesgo de progresión de la enfermedad y aconseja, por lo tanto, un tratamiento más conservador; la expresión genética alta se vincula con un mayor riesgo de progresión, por lo que se requiere una terapia más agresiva.