Hospitales Publican un libro sobre la patología para superar los estereotipos aún existentes

El 30% de las epilepsias tiene una causa genética, según especialistas de la FJD

— Madrid 23 Dic, 2014 - 6:36 pm

Al menos en un 30% de los casos de epilepsia la causa reside en una mutación genética, según datos proporcionados por especialistas de la Unidad de Epilepsia del Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz, FJD-IDCsalud, en el marco de una jornada desarrollada recientemente, en la que médicos, padres y familiares de niños con la enfermedad compartieron las últimas novedades en torno al abordaje de esta patología, que afecta a 400.000 personas en España.

Doctores José María Serratosa y Julio Albisua.

Doctores José María Serratosa y Julio Albisua.

La mayoría de los pacientes, no obstante, comienza a padecer las crisis que caracterizan a esta enfermedad crónica del sistema nervioso, tras sufrir una lesión cerebral que puede estar motivada por diversas causas como tumores, ictus, traumatismos, infecciones, cicatrices o meningitis previas.

Estereotipos

Los avances registrados en los últimos años en materia de test genéticos, y la posibilidad de recurrir a un arsenal de fármacos cada vez más amplio, que supera ya la veintena de medicamentos, está cambiando la realidad de esta enfermedad, sobre la que, sin embargo, siguen existiendo numerosos estereotipos en la sociedad, según el doctor José María Serratosa, director de la Unidad de Epilepsia y jefe de Neurología de la FJD.

Precisamente para acabar con los prejuicios y aumentar el conocimiento sobre esta patología, el doctor Serratosa y sus colegas de la Unidad de Epilepsia editaron el libro “Afrontando la epilepsia”, una monografía sobre la enfermedad que fue presentada en el transcurso de la jornada.

Cómo actuar ante una crisis epiléptica

El libro, editado en colaboración con la Asociación Purple Day España, señala cómo evitar daños al paciente cuando sufre una crisis convulsiva. En concreto, las medidas a tomar son las siguientes:

  • No hay que meter ningún objeto en la boca del paciente por la fuerza.
  • Tumbar al paciente con cuidado de lado.
  • No sujetarlo.
  • Desabrochar la ropa si es ajustada.
  • Evitar corros alrededor del paciente.
  • Quitarle las gafas u otros objetos que tenga en la mano y puedan dañarlo.
  • Finalmente, dejar que se recupere durmiendo sin despertarlo.

El doctor Serratosa subraya, no obstante, que gracias a los fármacos el 70% de los pacientes está controlado, y 30% son fármacorresistentes, por lo que tienen que probar varios medicamentos hasta que encuentran uno que les funciona. Si no consiguen beneficios con ninguno, se convierten en candidatos a la cirugía, lo que representa el 10% de estos pacientes. En cualquier caso, según puntualiza el doctor Julio Albisua, jefe de la Unidad de Neurocirugía de la FJD, la operación es efectiva en un alto porcentaje de los casos, concretamente, en torno al 80%.