La Consejería de Sanidad reducirá el personal de las unidades administrativas de los centros y obligará a los médicos de familia a asumir más burocaracía

Guardar