Industria farmacéutica Con el patrocinio de unas jornadas informativas

Chiesi apoya la formación en terapia inhalada para combatir la baja adhesión terapéutica

— Madrid 18 May, 2018 - 2:03 pm

Con el objetivo de mejorar la técnica de inhalación y contra la baja adhesión terapéutica de los pacientes con enfermedades respiratorias, la compañía farmacéutica Chiesi España ha patrocinado las jornadas formativas ‘PROYECTO INSPIRA: Últimos avances en terapia inhalada‘, celebradas en Madrid, un encuentro centrado en los dispositivos de terapia inhalada, el principal tratamiento para los pacientes con patologías respiratorias crónicas.

El coordinador del Programa Científico de este encuentro, el doctor Jordi Giner, señaló que “la celebración de las jornadas se explica por la existencia de numerosos estudios que muestran las deficiencias en la técnica de inhalación, tanto del personal sanitario, que debe instruir a los pacientes, como de los propios pacientes, que son el origen del mal control de las enfermedades respiratorias crónicas”.

Respecto a uno de los problemas de la terapia inhalada, este especialista destacó “la diversidad de dispositivos que un mismo paciente debe utilizar, en algunos casos dos y hasta tres dispositivos, con técnica de utilización y maniobra inhalatoria completamente diferentes entre ellos”.

El incorrecto uso de los inhaladores impide que el medicamento alcance adecuadamente las vías respiratorias y actúe de forma apropiada, lo que influye negativamente en la evolución clínica de la enfermedad. “En la actualidad, la investigación se está centrando en desarrollar terapias con menor número de dispositivos, que además son cada vez más sencillos de utilizar”, resaltó Jordi Giner.

Test de Adhesión a los Inhaladores

Según los datos consultados por Chiesi, en España, tan solo el 37,5 por ciento de los pacientes adultos con asma o enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) mantienen una correcta adhesión o cumplimiento de su tratamiento con inhaladores.

No seguir el tratamiento de forma adecuada se asocia con un aumento de la mortalidad y de la morbilidad, así como a un mayor uso de los servicios y recursos sanitarios. Contrariamente, combatir la baja adhesión terapéutica equivale a un mejor control de la enfermedad, a menos visitas al médico y, por tanto, a una mayor calidad de vida de los enfermos.

Para detectar a los pacientes que no cumplen correctamente con su tratamiento, Chiesi indica que los facultativos disponen del Test de Adhesión a los Inhaladores (TAI). “Es muy sencillo, ya que en parte es autocumplimentado por el propio paciente, más dos preguntas que responde el profesional sobre la técnica de inhalación y el conocimiento de la pauta terapéutica”, explicó Giner.

Deja un comentario