Política y Sociedad Con un ensayo clínico próximo a empezar en el Hospital Clínico San Carlos

Cannabidiol e hipotermia aportarán esperanza frente al daño cerebral en neonatos

Especialistas del Hospital Universitario Clínico San Carlos de Madrid han explicado que el uso combinado de cannabidiol (Epidiolex) e hipotermia aportará esperanza frente al daño cerebral provocado por asfixia en neonatos, un problema que causa un alto grado de discapacidad en estos y que, incluso, provoca la muerte del bebé en un número significativo de casos.

La presentación de la investigación preclínica, altamente exitosa en crías recién nacidas de cerdo y rata de laboratorio, se realizó este jueves, 16 de mayo, en el aula Profesor Espinós  del pabellón docente San Carlos del citado centro capitalino. Además, el próximo verano se iniciará en este hospital un ensayo clínico que podría llegar a los 40 pacientes europeos.

José Antonio Martínez

Alertar a la sociedad

El jefe de la Sección de Neonatología del Hospital Universitario Clínico San Carlos e investigador principal, el doctor José Antonio Martínez, destacó la urgencia de informar a la sociedad española sobre la gravedad del daño cerebral en recién nacidos, dado que existe un gran desconocimiento al respecto.

Sobre la importancia del problema, este neonatólogo explicó que la falta de oxígeno al nacer afecta a 2,5 millones de niños en el mundo, de los cuales 700 sufren trauma o asfixia severos en el parto, dado que este drama comparte cifras de mortalidad similares de las que motivan la diabetes, los accidentes de tráfico y el VIH, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Las cifras del miedo

Ello en paralelo, apuntó José Antonio Martínez, a los casos de prematuridad e infecciones que se traducen también en daño cerebral adquirido al nacer, con un millón de fallecimientos y dos millones más que devienen en discapacidad, por todas estas causas, con el resultado, según él, de tres millones de niños seriamente afectados o fallecidos cada año en el planeta.

Ilustró estas cifras este facultativo con el dato de que, cada minuto, cuatro niños sufren este paroxismo respiratorio en el mundo, de manera que, durante la rueda de prensa de exposición de estos pormenores, se verían afectados entre 30 y 50 niños en Europa, lo que significa entre dos y tres bebés en España cada semana.

La tecnología hipotérmica

Martínez habló del tratamiento de hipotermia en daño cerebral de origen hipóxico-isquémico como única opción, aunque solo sea aplicable al 54 por ciento de los niños afectados, siempre que se utilice dentro de las primeras seis horas posteriores al parto.

Tal como refirió este profesional sanitario, se trata de un abordaje prácticamente exclusivo del primer mundo y que está presente, únicamente, en cuatro hospitales de la Comunidad de Madrid. Su falta de mayor implantación mundial se debe, apostilló, a que los países de rentas bajas no pueden disponer de la alta tecnología que baja la temperatura del niño hasta el nivel óptimo, de suerte que una mala aplicación incluso puede tener resultados letales.

José Soto

La hora del cannabidiol

Amplió el neonatólogo información farmacológica al afirmar que, después de observar resultados infructuosos con Xenon, Melatonina y Eritropoyetina, la mayor esperanza está puesta en el cannabidiol que comercializa GW Pharmaceuticals.

Todo ello gracias a que actúa simultáneamente, precisó Martínez,  en la inflamación, la excitotoxicidad y el estrés oxidativo, además de ofrecer efecto anticonvulsionante y ansiolítico y contar con suficiente experiencia demostrada en niños, por lo que solo falta ya, sentenció, probar su uso seguro y eficaz en recién nacidos.

Lo anterior desde una eficacia demostrada en estudios preclínicos con cerdos, comentó este facultativo, que añadió que en ellos se recuperó la función cerebral medible con electroencefalograma, mediante administración del fármaco posterior al daño surgido.

Una combinación afortunada

Posteriormente, informó Martínez, se pasó a ver sus efectos en ratas de laboratorios, afectadas por parálisis laterales y otros problemas neurológicos que desaparecieron con cannabidiol, con la ventaja de ampliar la administración a 24 horas desde el parto y sin perder eficacia, señaló como gran avance potencial en humanos, a razón del 50 por ciento de reducción del daño visto en resonancia magnética con animales y un 100 por ciento de recuperación en pruebas funcionales.

De esta forma, la eficacia se vio en un 70 por ciento de los casos graves, en combinación con hipotermia, tal como se publicó en revistas como Pediatric Research, Frontiers in Neuroscience y Neuropharmacology. Su potencial eficacia en niños, añadió este profesional sanitario, tiene como requisito previo su ensayo en una tercera especie animal.

Todo ello con el objetivo de combinar la hipotermia con cannabidiol para reducir daños cerebrales en el 80 por ciento de los casos, aunque la afectación sea muy grande, y sin olvidar, aclaró Martínez, que los casos leves de hipoxia también conllevan lesiones cerebrales y secuelas.

Antonio Alemany

Liderazgo hispano británico

Anunció Martínez que el ensayo empezará este verano con niños que sufran daño cerebral al nacer, con la ventaja que supone tener una gran fortaleza preclínica, además de la opción a ampliar la investigación a casos de daño por prematuridad, traumatismos e infecciones, según sugirió.

De igual forma, comentó este ponente que el ensayo clínico será europeo en Fase 2-3 con control por placebo para demostrar la seguridad del tratamiento y primera eficacia.

Se trabajará con una cifra que irá de los 30 a los 40 nacidos con indicación de hipotermia, a partir de un seguimiento a lo largo de un año, que arrojará conclusiones de investigación al año y medio del inicio, si se cumplen los plazos habituales en una investigación de este tipo.

Paloma Pastor

Vuelco familiar

La presidenta de la Fundación Sin Daño, Paloma Pastor, describió el vuelco que da la vida de las familias cuando se produce un daño cerebral en el recién nacido, un drama, describió, que se traduce desde el principio en que la madre, generalmente, se ve obligada a dejar de trabajar para cuidar al bebé, con un enorme perjuicio económico para la unidad familiar.

Por ello, Paloma Pastor enarboló el lema de esta organización, que grita a la sociedad que el daño más grave siempre es no hacer nada, con lo que pidió una buena movilización de la sociedad en general. Invitó también a participar en la campaña de crowfounding que impulsa la plataforma ‘Precipita‘ con búsquedas a través de “hospital clínico” o daño cerebral.

Claudia Tecglen

De la necesidad virtud

La presidenta de la Fundación Convives con Espasticidad, Claudia Tecglen, persona que debe su discapacidad a la prematuridad con la que nació, quiso elevar la voz por los niños que tienen gran afectación y casi no pueden levantar la cabeza a lo largo e su vida.

Tras pesar 900 gramos al nacer, Claudia Tecglen relató que logró salir adelante hasta convertirse en emprendedora social, gracias a todo el apoyo recibido, aunque lamenta ser de las pocas personas con este problema que pueden, a día de hoy, afirmar que se siente feliz y realizada, a pesar de sus limitaciones físicas.

Desde esa defensa inequívoca de las actitudes positivas ante la vida, Tecglen no ocultó, sin embargo, que llegar hasta aquí fue reguero de lágrimas propias y parentales. Tuvo, por eso, palabras en recuerdo de Sara, Jaime y niños de tantas otras familias que casi no pueden comer ni apenas respirar porque, argumentó, hay que trabajar duro porque el mejor daño es aquel que no se produce nunca.

Vio esta ponente un gran poder en la prensa por su capacidad transformadora de la sociedad, hasta lograr para todos una existencia mejor, dado que, argumentó, lo que no se conoce, no existe.

Además, expresó Tecglen toda su gratitud al equipo investigador por hacer más fácil evitar el sufrimiento que acompaña al daño cerebral y contribuir a que menos padres sufran cada minuto por si su hijo deja de respirar o no, ya que, aseveró, la investigación de hoy ayudará a familias que son invisibles. Concluyó con una mención a la ausencia injustificada de las Administraciones sanitarias.

Reivindicación del deporte

Lorenzo Albadalejo, quien es atleta paralímpico campeón de Europa, también afeó a los políticos no acudir a las citas con los ciudadanos en las que creen que no van a ganar votos. En cuanto a su situación personal, precisó que es debida a una hipoxia en el parto que no le impidió consagrarse al deporte como actividad principal de su vida, un campo que le demostró desde bien pronto que la actividad física es fuente de oportunidades personales inagotables.

Por otro lado, y frente a los 38 billones de dólares que destinan los institutos de investigación de Estados Unidos a ciencia, con apoyo a científicos de todo el mundo, Lorenzo Albadalejo denunció la raquítica inversión española, con el agravante, señaló, de que aquí hay jóvenes investigadores que tuvieron que hacer las maletas porque no podían hacer su trabajo innovador en España.

Comentó Albadalejo el caso de Aaron, un joven investigador español que solo precisaría 80.000 euros para llevar adelante proyectos que salven vidas. Lamenta, por tanto, que los frutos del talento nacional se los lleven otros países, como, por ejemplo, el Reino Unido, como ocurrirá, advirtió, con el próximo ensayo a desarrollar en España.

Jero García

Contra el acoso en discapacidad

El presidente de la Fundación Jero García, el propio Jero García, definió a esta organización como una asociación dedicada a combatir la violencia en todas sus formas. En ese sentido, razonó que esta violencia es ejercida por el estamento sanitario cuando incurre en inacción.

Aludió Jero García también a la discapacidad visual que parecen padecer los gestores, políticos sanitarios y medios de comunicación que no saben ver problemas como el del daño cerebral al nacer, junto a la incapacidad de España para apoyar su propia investigación.

Entiende también García que la discapacidad requiere de un heroísmo enorme, por lo que dedicó un gran abrazo a las familias y las asociaciones de afectados. Finalmente, clamó contra los acosos que sufren muchas veces los chicos con discapacidad, de lo que resulta su vida todavía más difícil.

Apoyo institucional

El director gerente del Hospital Universitario Clínico San Carlos, José Soto, representó a la Administración por estar el consejero de Sanidad del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, en un encuentro sobre emergencias aórticas. No obstante, expresó el apoyo del máximo responsable sanitario regional a la investigación en marcha sobre daño cerebral. Junto a esta intervención institucional, José Soto citó su interés personal en que se reduzca el daño cerebral tras parto, al ser testigo directo de un familia afectada.

Por otro lado, definió Soto la fase actual de investigación con cannabidiol como muy prometedora, al margen de ser aún básica y preclínica. En última instancia, se sumó el director general de Coordinación de la Asistencia Sanitaria del Ejecutivo de esta comunidad autónoma, Antonio Alemany.

Deja un comentario