El ICS consolida la figura de la enfermera gestora de casos para atender a pacientes complejos

Guardar

El Instituto Catalán de la Salud, ICS, ha consolidado en sus centros la figura de la enfermera gestora de casos, merced a lo cual las profesionales de Enfermería de práctica avanzada al asumir los casos ven potenciado el apoyo que prestan a los pacientes crónicos complejos o en situación de fragilidad. Este profesional coordina todos los servicios, tanto sanitarios como sociales, lo que permite atender cada caso de manera integral. Los profesionales de gestión de casos suelen ser enfermeros/as con experiencia y formación específica e integrados en los equipos de Atención Primaria. Valoran a los pacientes con procesos de dependencia, de alta complejidad o en situación de fragilidad, así como a sus cuidadores, utilizando cuestionarios y otros métodos de evaluación estandarizados.

Actualmente, en el ICS hay unos 80 profesionales que se dedican a la gestión de casos, integrados en diferentes equipos de Atención Primaria del territorio. Sus funciones son garantizar la continuidad asistencial, racionalizar los recursos sanitarios evitando la duplicación de pruebas diagnósticas y otras disfunciones, promover la autonomía de los pacientes y buscar los recursos sociosanitarios más adecuados para poder garantizar a los enfermos una buena calidad de vida.

Los gestores y las gestoras de casos, junto con otros profesionales asistenciales de referencia, realizan una búsqueda de pacientes a través de los registros de la Estación clínica de Atención Primaria, ECAP. A veces son otros profesionales del equipo de Atención Primaria, de hospitales, de centros de salud mental, de servicios sociales o de farmacia comunitaria los que derivan pacientes complejos a la enfermera de gestión de casos. Una vez identificados los pacientes, los gestores evalúan el estado de cada uno de ellos. Cada profesional suele llevar entre 25 y 40 pacientes.