Política y Sociedad A debate en la Mesa Sectorial prevista para este 28 de noviembre

Críticas al cambio horario propuesto por la Gerencia de Atención Primaria de Madrid

— Madrid 27 Nov, 2018 - 6:44 pm

Con motivo de la “inquietud y multitud” de dudas y comentarios que ha suscitado la circulación de un borrador propuesto por la Gerencia de Atención Primaria de la Comunidad de Madrid sobre la modificación de horarios en los centros de salud, el cual se debatirá en la Mesa Sectorial de Sanidad de Madrid prevista para este miércoles, 28 de noviembre, los sindicatos médico madrileño AMYTS y la Federación de Sanidad y Servicios Sociosanitarios de Comisiones Obreras (FSS-CCOO) manifiestan que defenderán la importancia de la mejora de las condiciones laborales de los médicos de Familia y pediatras, al entender que pasa por una mejora del horario y de la conciliación de la vida familiar y laboral, sin que ello suponga agravar la situación de los médicos en turno de tarde, sino todo lo contrario.

Julián Ezquerra

Desde el inicio de este proyecto, el sindicato médico destaca el ser “defensor de un cambio de organizativo en la Atención Primaria, dado que como ya es conocido, el mayor número de profesionales está en turno de tarde y mayoritariamente son mujeres”. Asimismo, resalta que “especialmente importante es la situación de la Pediatría de Atención Primaria, origen del documento que se plantea y que añade a la feminización de la especialidad, la importante ausencia de especialistas que quieran trabajar en este nivel asistencial, y más aún en turnos de tarde”.

Respecto a la información proporcionada por la Gerencia de Atención Primaria, AMYTS indica que “es muy clara y pone de manifiesto que la carga asistencial de los centros de salud tiene una distribución horaria que da la posibilidad de cambiar el modelo de agendas y adaptarlo a la realidad y demanda de los ciudadanos”. En este sentido, cuestiona si “tiene sentido mantener al 100 por cien de los profesionales en turno de tarde hasta las 21 horas cuando está contrastado que a partir de las 18.30 horas solo se atiende alrededor del 20 por ciento de las consultas”.

Respecto al modelo que se debe pactar, este sindicato argumenta que consensuar cómo se lleva a efecto, cómo se organiza la atención pediátrica en el horario de 18.30 a 21 horas sin que repercuta en otros profesionales como los Médicos de Familia y “lo que no se puede hacer es mirar a otro lado y no acometer con seriedad el problema”.

Posicionamiento de la FSS-CCOO

Por su parte, la FSS-CCOO de Madrid advierte a la Consejería de Sanidad del Gobierno de esta misma comunidad autónoma de que “no consentirá la reducción del horario en Atención Primaria si perjudica a los usuarios”. La Gerencia Asistencial de Atención Primaria entregó al sindicato una propuesta de modificación organizativa en el primer nivel asistencial para adecuar la atención sanitaria a la distribución de la demanda asistencial.

Rosa Cuadrado

Esta organización sindical aclara que “si esta propuesta organizativa que se quiere implantar favorece la reducción de las plantillas a medio plazo o perjudica a los usuarios de la Sanidad Pública y se piensa con ello favorecer a la Sanidad Privada porque ofrece mayor franja horaria de atención, CCOO no lo va a aceptar”.

“Si por el contrario no merma la eficacia de la asistencia en la Sanidad Pública y favorece la conciliación de todos los trabajadores, nuestro sindicato no pondrá objeciones”, asegura la secretaria general de la FSS-CCOO de Madrid, Rosa Cuadrado.

CCOO está en contra de cualquier intento de reducir el horario y, por lo tanto, la accesibilidad de la población a las consultas, porque impide a la mayoría de los trabajadores hacer uso de la Sanidad Pública y velar por su salud. Este sindicato sostiene que está a favor de medidas de conciliación para todos los trabajadores y propone como mejor solución aumentar las plantillas de sanitarios y no sanitarios para dar cobertura a las necesidades de todos los madrileños.

Rechazo de la ADSP

La Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública (ADSP) rechaza “totalmente” la propuesta de la cartera sanitaria del Ejecutivo regional porque “disminuye la accesibilidad de la población a la Atención Primaria” y añade que “el efecto inmediato de estas medidas será incrementar las demoras en las citaciones en Atención Primaria que ya tienen una situación muy preocupante”.

Marciano Sánchez Bayle

A su vez, esta Asociación subraya que “el efecto sobre las urgencias hospitalarias es otro de las previsibles consecuencias negativas de esta medida” presentada en el borrador de ‘Propuesta de modificación organizativa en Atención Primaria para adecuar la atención sanitaria a la distribución de la demanda asistencial‘ y “el aumento de la utilización de los recursos de la Medicina Privada de aquellas personas que no sean atendidas por el sistema público y que tengan recursos para permitírselo, fomentando la deriva privatizadora de la Sanidad Pública madrileña y las desigualdades en el acceso a los servicios sanitarios”.

En resumen, la ADSP reitera su rechazo a “una medida que solo pretende deteriorar el primer nivel asistencial madrileño, que tendrá repercusiones muy negativas sobre la accesibilidad de la ciudadanía y sobre los tiempos de demora, que aumentará la presión de las ya saturadas urgencias hospitalarias y que está pensada para disminuir la plantilla de los trabajadores de la Sanidad Pública y para favorecer la privatización sanitaria”.

1 Comentario

  1. Carolina says:

    Como medico de tarde debo añadir que dejar las reducciones de jornada sin cubrir y las bajas sin cubrir porque nadie quiere trabajar en turno de tarde no es mejor medida para los usuarios de la sanidad.Tengamoslo en cuenta.

Deja un comentario