Política y Sociedad Para AMYTS, afianza la legitimación de los sindicatos para negociar

La sentencia contra los Pactos de Gestión de Madrid refuerza el papel de la Mesa Sectorial

— Madrid 9 Feb, 2018 - 1:33 pm

El sindicato médico madrileño AMYTS, tras conocer la sentencia del Tribunal Supremo que anuló 44 Pactos de Gestión de los hospitales del Servicio Madrileño de Salud (SERMAS), ha asegurado que esta decisión refuerza el papel de la Mesa Sectorial de Sanidad de la Comunidad de Madrid y legitima su papel como negociadores de los derechos laborales de los trabajadores sanitarios.

Julián Ezquerra

Julián Ezquerra

Aunque este fallo llegó tras tres recursos de la organización sindical Comisiones Obreras (CCOO), AMYTS también fue un sindicato que se mostró “desde el principio” contrario a estos Pactos de Gestión y presentó recursos judiciales contra ellos, no por su contenido, sino por cómo se habían sacado adelante, es decir, sin negociación, según afirmó a Acta Sanitaria el secretario general de este sindicato madrileño, el doctor Julián Ezquerra.

Las condiciones de estos pactos “implicaban un cambio en las relaciones laborales” y, por tanto, los sindicatos deberían haber sido partícipes de su elaboración o, al menos, haber sido consultados sobre sus consecuencias; la Administración madrileña, sin embargo, obvió este paso, razón por la que ahora el Tribunal Supremo anuló los 44 pactos en cuestión.

Julián Ezquerra no se mostró contrario a que se abran quirófanos y pruebas diagnósticas en tardes y fin de semana, pero “si hay que hacerlo, hay que negociarlo”. A su juicio, sería más apropiado que hubiera “personal fijo suficiente” para no tener que contratar a profesionales que realicen específicamente esas tareas extra con la intención de reducir las listas de espera, las llamadas “peonadas”, sin “ningún tipo de control” y con los gerentes y jefes de Servicio tomando decisiones distintas en cada hospital de la región.

Libertad de los sindicatos para negociar

“Lo que no se negoció, hay que negociarlo ahora”, recordó el secretario general de AMYTS, ya que la sentencia del Tribunal Supremo retrotrae la situación a 2015, antes de que se firmaran los Pactos de Gestión. Con ello, la cuestión deberá pasar, ahora sí, por la Mesa Sectorial de Sanidad madrileña, con lo que se refuerza su papel.

“Últimamente nos estamos encontrando sentencias en los juzgados de Madrid que nos están produciendo desazón”, lamenta Ezquerra, que cree que “se está coartando” la libertad de los sindicatos para negociar lo que solicitan sus representados. “Esta sentencia establece que estamos legitimados para negociar” todo lo que tenga que ver con las condiciones laborales de los trabajadores de la Sanidad de la Comunidad de Madrid, concluyó.

Deja un comentario