Política y Sociedad Ya está disponible en todas las farmacias del país

Mylan introduce en España el primer autotest para la detección del VIH sin necesidad de receta

La compañía farmacéutica Mylan ha introducido en España el que es el primer autotest para la detección del VIH, sin necesidad de receta médica, dispositivo que permite la detección de la infección por VIH a partir de una simple gota de sangre, en el ámbito privado que elija el paciente.

Según este laboratorio, esta innovación salió al mercado nacional a un precio previsto de 29 euros por prueba y está ya disponible en todas las farmacias del país. Su llegada fue posible, tras su éxito en Italia, Francia y Rumanía, en virtud del cambio normativo que modificó el Real Decreto 1662/2000, de 29 de septiembre, sobre productos sanitarios para diagnóstico ‘in vitro‘, con objeto de regular la venta al público y la publicidad de los productos de autodiagnóstico para la detección del VIH. Dicho cambio fue confirmado en Consejo de Ministros, el pasado mes de diciembre, a petición de la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat.

Javier Anitua

Javier Anitua

Orgullosos de avanzar

El director de la Fundación Mylan y de Market Access de la compañía, Javier Anitua, declaró sentir un orgullo especial por pertenecer a un laboratorio capaz de lanzar el primer dispositivo de autodiagnóstico para el VIH en España. Ello en línea con el primer hito que supuso para la terapia del sida, la introducción de la termoestabilidad de los tratamientos antirretrovirales, igualmente desde Mylan, y la profilaxis preexposición, conocida como PrEP.

Dentro del factor psicológico que acompaña a la persona que sospecha tener infección por VIH, Javier Anitua destacó el potencial real del dispositivo para reducir su angustia e inquietud, algo que es posible porque el resultado del autotest se obtiene en apenas 15 minutos, con el carácter liberador que supone confirmar el negativo de la prueba en tan poco tiempo.

Positivo o negativo, siempre favorable

Por contra, y si el resultado es positivo, el autotest se traduce en un diagnóstico temprano que permite instaurar un tratamiento con gran rapidez, con lo que se puede romper la cadena de la infección. Así ocurre en Francia desde 2015, con unas ventas estimadas de 140.000 dispositivos. Añadió a ello Anitua la confianza que da saber que el 55 por ciento de los usuarios del país vecino reconoció que no se habría hecho la prueba de no haber contado con un autotest tan oportuno.

El representante de Mylan aseguró también que la farmacéutica se considera una aliada de la cartera sanitaria del Gobierno para lograr la detección precoz del VIH en España, país en el que existen entre 130.000 y 160.000 personas infectadas, de las que el 25 por ciento podría ser ignorante de su condición de salud. Ello explica, aclaró, que uno de cada dos diagnósticos sean tardíos en el país, en ocasiones con riesgo vital.

Santiago Moreno

Santiago Moreno

Ante los diagnósticos tardíos

El jefe del Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid, el doctor Santiago Moreno, empezó su exposición con la confirmación de que, en la actualidad, hay tratamientos altamente eficaces para tratar la infección y para garantizar una aceptable calidad de vida. Sin embargo, avisó de que persiste una bolsa importante de población sin diagnóstico que impide contener la infección. Según sus cálculos, el 50 por ciento de los diagnósticos ocurre en estadíos tardíos, con pérdida de un tiempo muy valioso que podría evitar, incluso, cierto número de fallecimientos.

Para este facultativo, la infección se mantiene como problema de Salud Pública, especialmente entre personas inadvertidas, con lo que se perpetúa la epidemia. Este es un colectivo desconocido que podría cifrarse en el 18 por ciento del total de los pacientes con VIH que hay en España.

En cuanto a los responsables de la no realización de la prueba de test a través del Sistema Nacional de Salud (SNS), Santiago Moreno estima que es un problema atribuible tanto a la falta de asesoramiento clínico de los profesionales sanitarios, como al miedo al estigma de los pacientes. Esto se explica, comentó, porque antes del autotest de Mylan, el paciente tenía que pedir un volante en consulta, acudir al laboratorio para hacerse la prueba y volver, por segunda vez al médico, para conocer los resultados, una clara barrera a un mayor diagnóstico, según él.

Detectar a tiempo

Para Moreno es muy favorable contar con una prueba asequible, de uso privado y que no requiera intervención del médico, ventajas a las que se une su fiabilidad clínica. A su juicio, esta es similar a las pruebas que se realizan en los laboratorios profesionales, concretamente, el autotest de Mylan utiliza la inmunocromatografía, que permite comprobar con un indicador cuando los antígenos del VIH entran en contacto con los anticuerpos que contiene la nitrocelulosa del dispositivo, con lo que se dispone de un 100 por cien de sensibilidad y un 99,8 por ciento de especificidad.

No obstante, este especialista advirtió de que existe un periodo “ventana” en el que la persona que se realiza la prueba puede estar infectado sin que esta lo detecte. Este lapso va de las seis semanas a los tres meses, desde el contagio, aunque hay algunos casos muy poco frecuentes de seroconversión a los 18 meses del contagio.

Aumento de las ETS

En opinión de Moreno, el autotest mejorará el panorama epidemiológico del VIH en España, pero dio algunas pautas de su conveniencia. Como norma, considera no hacerse la prueba después de cada relación sexual, sino cuando se haya incurrido en alguna práctica de riesgo, ante la planificación del embarazo, o para hacer “borrón y cuenta nueva”, con la tranquilidad que da no estar infectado. Así mismo, aquellas personas que obtengan un resultado positivo, deben contar con criterio médico, además de llamar al teléfono que se facilita con el dispositivo.

Como ejemplo de buen hacer en materia preventiva, este representante del Hospital Universitario Ramón y Cajal citó las reuniones que celebra su Servicio hospitalario todos los viernes para recontar los nuevos diagnósticos y tomar medidas para que los tratamientos se inicien en el plazo máximo de una semana.

Advirtió igualmente Moreno sobre el aumento de las enfermedades de transmisión sexual (ETS) en el país, especialmente por sífilis, clamidia y gonorrea, una tendencia de la que se descuelga el VIH, cuya tendencia solo es creciente en varones que practican sexo con hombres, en un rango de edad que va de los 25 a los 50 años.

Ramón Espacio

Ramón Espacio

Teléfono y acompañamiento

Además de celebrar la llegada de este nuevo recurso diagnóstico, el presidente de la Coordinadora Estatal de VIH Sida (Cesida), Ramón Espacio, describió el servicio telefónico de información que facilita su organización junto al dispositivo diagnóstico. Tal como afirmó, al otro lado de la línea hay personas del colectivo, perfectamente formadas, para acompañar a los ciudadanos que se realizan la prueba y recomendarles los recursos sanitarios más adecuados para cada caso concreto.

Según afirmó el máximo representante de Cesida, con este recurso, las 70 entidades que componen esta organización se muestran convencidas de que será posible rescatar a las personas reacias a realizarse la prueba por razones de temor al estigma. En ese sentido, compartió con los presentes que, en Reino Unido, los hombres que practican sexo con otros hombres mostraron muy pronto su predilección por los autotest, por lo que en España es previsible esa misma preferencia.

Objetivos mundiales y españoles

Ramón Espacio también destacó el papel del farmacéutico en el buen uso de este nuevo test y su contribución a reducir la infección oculta por VIH. De esta manera, cree que es posible el objetivo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de lograr en los próximos años el 90 por ciento de los diagnóstico en todos los casos que existan. Para él, el nuevo autotest mejorará el 1 por ciento de detección que se consigue desde el SNS y a través de las ONG, con un aumento potencial de los diagnósticos sobre las infecciones reales.

En términos de epidemiología, el máximo exponente de Cesida habló de un 53 por ciento de sexo entre varones, como vía de contagio, junto a un 16 por ciento, también de hombres, con difícil filiación de la infección, por lo que celebró la llegada de nuevas herramientas de prevención y diagnóstico. No obstante, lamenta que la PrEP solo esté  disponible en espacios limitados, como Madrid, Barcelona y País Vasco.

Deja un comentario