Política y Sociedad

Los pediatras reclaman el reconocimiento oficial de sus especialidades para evitar intrusismos

Así lo manifestaron los doctores Serafín Málaga, presidente de la AEP; Luis Madero, presidente de la Fundación de la AEP; y Antonio Nieto, vicepresidente de la AEP y coordinador del “Libro Blanco de las Especialidades Pediátricas”, cuyo objetivo es concienciar sobre la necesidad del reconocimiento de derecho de las especialidades pediátricas. Con este fin, esta obra será entregada a los representantes de las administraciones y a las personas que tienen capacidad para resolver este problema. Los doctores estuvieron acompañados por la vicepresidenta de la Federación Española de Padres con Niños con Cáncer, Pilar Ortega.

 

‘No es lo mismo’

 

Esta obra expresa lo que la AEP piensa acerca de las especialidades pediátricas. Así, su presidente explicó: “Pretendemos que las autoridades sanitarias y el público en general tomen conciencia de que estas especialidades – 19 en concreto – deben regularse oficialmente”. El doctor Málaga expresó, además, que “el colectivo tiene miedo de que si no se reglan, acaben por desaparecer o sean cubiertas por especialistas de adultos”. En esta línea los pediatras lanzan también la campaña ‘No es lo mismo’, cuyo fin es concienciar a la población de que los expertos en pacientes pediátricos tienen cometidos diferentes a los de adultos, “pues el organismo de los niños es totalmente diferente al de un adulto ya formado”, señaló el doctor Nieto, vicepresidente de la AEP.

Dr. Antonio Nieto, Prof. Serafín Málaga, Pilar Ortega y Prof. Luis Madero
Dr. Antonio Nieto, Prof. Serafín Málaga, Pilar Ortega y Prof. Luis Madero

Para ilustrar esta realidad, este especialista, jefe del Servicio de Alergopediatría del Hospital La Fe de Valencia, indicó que, dentro de su especialidad, “determinados tratamientos inciden en el niño de forma diferente que los adultos”. Así, por ejemplo, “sabemos que los corticoides inhalados indicados para el asma, en adultos pueden producir efectos secundarios como osteoporosis, pero en niños, el panorama cambia completamente impidiendo su crecimiento”.

 

Barreras comunes

 

¿Por qué después de tantos años de lucha no se han reconocido estas especialidades? Si bien los expertos explicaron que la administración reconoce implícitamente 13 especialidades pediátricas, ya que se ofrecen en las carteras de servicios, “éstas están reconocidas de hecho pero no de derecho, incluso cuando tienen un bagaje científico igual o superior a las especialidades de adultos”. El doctor Nieto aludió a “la falsa creencia de que el establecimiento oficial de las especialidades en hospitales podría incrementar los costes sanitarios”. En su opinión, “muy al contrario, el reconocimiento de estas especialidades sería coste-efectiva, pues estudios confirman que los ingresos y urgencias en niños disminuyen cuando son atendidos por pediatras especializados”. Por último, el presidente de la AEP comentó que, pese a la lucha del colectivo pediátrico, “esta petición que venimos haciendo desde hace tanto tiempo no ha estado en el calendario de prioridades de los políticos, porque el modelo ha funcionado bien, pero esperamos que las cosas se regulen para seguir garantizando la mejor atención al paciente pediátrico”.

Deja un comentario