Publicaciones

LIBRO: AUTOINSPECCIÓN EN LA OFICINA DE FARMACIA

El Club de la Farmacia, de Almirall, acaba de publicar el libro ‘Autoinspección en la Oficina de Farmacia’, una obra patrocinada por la Federación Empresarial de Farmacéuticos Españoles (FEFE) en la que, por primera vez, se recoge y ordena toda la legislación dispersa que atañe al ejercicio profesional del farmacéutico.

Enrique Granda, coautor

Enrique Granda, coautor

Según explicó durante la presentación del libro el gerente del Club de la Farmacia, Albert Pantaleoni, además de esta obra, se facilita a los farmacéuticos un soporte web y hojas de Chek-list de uso diario con las que dotarle de un material único para controlar su actividad diaria. En este trabajo han colaborado farmacéuticos, abogados, economistas y expertos en Comunicación, con el objetivo común de elaborar un manual de utilidad práctica inmediata.

Enrique Granda, coordinador y coautor de la obra, explicó que no se trata sólo de evitar sanciones, algo de por sí necesario, “sino de ofrecer un alto nivel de calidad en la actividad diaria y una seguridad en todas las actuaciones que puede conseguir cualquier farmacéutico, con un esfuerzo mínimo, si se tienen bien organizadas las cosas”. El objetivo primordial del libro es, en palabras del experto, facilitar a las oficinas de farmacia la posibilidad de controlar toda su actividad con el mínimo esfuerzo.

Una legislación compleja

Fernando Redondo, presidente de la FEFE, señaló que la complejidad de la regulación y sus matices, en un Estado descentralizado como el español, hacen de esta obra una ayuda útil para resolver dudas y para facilitar una mejor organización del trabajo. “Cada Comunidad Autónoma tiene normas específicas, que emanan de las leyes estatales y de directivas europeas. Por ello, esta obra, de fácil manejo, supone ordenar toda esa legislación dispersa que atañe al ejercicio profesional y ponerla al alcance del farmacéutico”, concretó.

La finalidad es que este trabajo pueda constituirse en manual de autoinspección para las oficinas de farmacia, con independencia de su ubicación en el territorio y su distinta dependencia de un Servicio de Salud autonómico. Tal y como concretó el presidente de FEFE, para ello se han incluido unos anexos con distintos procedimientos normalizados de trabajo y cuadros de recogida de datos.

Práctico para el día a día

La obra está dividida en tres partes bien diferenciadas. En primer lugar, una sinopsis de obligaciones diarias, mensuales y anuales, con un índice alfabético descriptivo y otros cuatro cuadros sinópticos; posteriormente se detalla todo lo que puede ser objeto de autoinspección en una farmacia, sumado a un cuadro específico sobre régimen sancionador. Para desarrollar estos capítulos se ha tenido en cuenta los Conciertos con los Servicios de Salud de las Comunidades Autónomas; la documentación obligatoria de las oficinas de farmacia; la ley de Protección de Datos y el Régimen Sancionador, entre otros temas.

La tercera parte del libro son dos anexos, uno sobre modelos de procedimientos normalizados de trabajo (PNTs), que incluso puedan copiarse (podrán descargarse en la web del Club de la Farmacia), y otro sobre cuestiones que se suelen plantear en el ejercicio de la actividad profesional del farmacéutico.

Arantxa Mirón Millán

Deja un comentario