Política y Sociedad PRESENTACIÓN DEL INFORME TOPTEN SALUD 2015 DE JANSSEN OBSERVER 2.0

El TopTen de Janssen confirma que los médicos dialogan poco en Twitter

En su afán por avanzar en el conocimiento de las tecnologías de la Comunicación social aplicadas a la Salud, Janssen ha presentado los resultados de la segunda oleada del Informe Top Ten Salud, en los que se evidencia lo reticentes que son todavía los médicos al hecho de entablar conversaciones a través de Twitter.

El trabajo, desarrollado por Janssen Obserser 2.0, fue presentado este miércoles, 21 de octubre, en un acto en el que participaron médicos, enfermeros, fisioterapeutas y periodistas de Salud, para contrastar sus impresiones sobre la forma de compartir opiniones y conocimientos a través de tuits.

Joan Carles March.

Joan Carles March.

Pereza y temores frente a Twitter

Capitaneó el acto el director de la Escuela Andaluza de Salud Pública (EASP), Joan Carles March, quien recordó que la primera oleada del TopTen Salud fue trending topic en internet, además de objeto de debate en la última edición del congreso de la Asociación de Informadores de la Salud (ANIS). En esa primera entrega (2012-2013), se observó una notable variedad de contenidos, con cierta propensión a la informalidad, el egocentrismo de las temáticas y la recepción de las opiniones por microaudiencias. Destacó March que la siguiente oleada confirma que no ha sido posible romper en Twitter la rigidez que encasilla a las distintas categorías profesionales y que permanece el miedo a herir sensibilidades como un freno a la participación en las conversaciones.

En palabras de este profesional, el contenido siguió siendo el rey en el segundo TopTen Salud, siendo, sin embargo, cada vez más difícil destacarse por calidad en este terreno. Como fuente primaria de información siguió sobresaliendo la cuenta del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad (MSSSI), a pesar de su disfuncionalidad manifiesta para interactuar con los ciudadanos. Prueba de ello fue, según March, que la propia cuenta de la Escuela Andaluza de Salud Pública siguió siendo mucho más participativa que la del propio Ministerio.

Más de 150.000 tuits
Rosa Pérez.

Rosa Pérez.

Para conocer la evolución entre las dos oleadas del TopTen Salud, se contó con la enfermera y bloguera Rosa Pérez. Ella informó sobre las cuentas de Twitter más seguidas según su naturaleza personal, institucional o de medio periodístico. Así mismo, Pérez reflexionó sobre los temas que más abundan en la conversación sanitaria 2.0. Tras constatar que entre los dos TopTen los principales cambios fueron más de enfoque procedimental del propio análisis que de los hábitos de consumo de las redes sociales estudiados, Pérez destacó el foco puesto exclusivamente en Twitter, descartando otras redes como Facebook, Linkedin e Instragram, entre otras.

Junto a lo anterior, la enfermera adicta a las nuevas formas de comunicación informó que se analizaron, entre abril y mayo de 2014, 1.800 cuentas y 151.829 tuits, número muy elevado, si se tiene en cuenta que el primer TopTen sólo analizó algo menos de 31.000. Con esas cifras, el estudio registró cerca de 5.000 tuits al día. Como rasgo común de las cuentas estudiadas se vio que no es frecuente que los profesionales de un colectivo sanitario entren en las conversaciones de otras profesiones, salvo que palabras como Cáncer o Diabetes, despierten el interés de individuos de distintas categorías. En relación con las cuentas más seguidas, Pérez citó la de El País y la ya mencionada del MSSSI, aunque por razones muy diferentes.

Laia El Qadi.

Laia El Qadi.

Profesionales a escena

La enfermera-bloguera destacó también los dos colectivos profesionales más participativos en Twitter. Siendo los enfermeros los que menos se mezclan con otras profesiones y los fisioterapeutas los protagonistas de una verdadera explosión de participación. Tras la intervención de Pérez, hubo un debate entre miembros de distintos colectivos profesionales. Uno de ellos fue Salvador, médico auto definido como de pueblo, que comentó sus prescripciones para catarros y diarréas a través de posts. Y la periodista y dinamizadora digital Laila, que lamentó la dificultad que tienen muchas veces los informadores para participar en conversaciones de colectivos sanitarios a través de Twitter. Por parte de los fisioterapeutas, algunos de ellos aseguraron que muchos de sus colegas entraron en tropel en la red social para criticar el retrato que de su profesión se hizo en la serie televisiva “Frágiles”.