Política y Sociedad

El paro duplica las posibilidades de sufrir una depresión

A lo largo de estas jornadas, dirigidas por los doctores Antonio Cano Vindel, Itziar Iruarrizaga y Rafael Enríquez de Salamanca, y organizadas con la colaboración de la Facultad de Psicología de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) y la Sociedad Española para el Estudio de la Ansiedad y el Estrés (SEAS), se ha debatió, entre otros aspectos, el impacto de la actual crisis económica en los trastornos psicológicos de los españoles; para los expertos, las personas en paro tienen más del doble de posibilidades de sufrir depresiones que aquellos que sí están ocupados. 

 

Asimismo, los participantes en las jornadas advirtieron de un aumento de los casos de trastornos emocionales como consecuencia de la crisis. Los problemas emocionales, de hecho, ya suponen el segundo motivo de baja laboral en nuestro país y, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), serán la segunda causa de discapacidad en el mundo en 2020.

Escasa presencia de psicólogos en el SNS 

Los expertos también llamaron la atención sobre la escasa presencia de psicólogos en el sistema de salud público español (menos de 1 por cada 100.000 habitantes) y la excesiva prescripción de fármacos para tratar estos problemas, ya que España es el primer país del mundo en consumo de psicofármacos, con más de 100 millones de envases al año. 

En nuestro país, 2 de cada 3 pacientes con trastornos emocionales son tratados por su médico de cabecera y sólo un pequeño porcentaje es derivado al especialista. 

Como ejemplo de los beneficios que podría traer consigo introducir tratamientos psicológicos en la atención primaria, en las jornadas se puso como ejemplo el programa puesto en marcha en Inglaterra entre 2007 y 2009, por el cual el sistema público de salud británico contrató 5.000 psicólogos para tratar los trastornos emocionales en la atención primaria. Tras los buenos resultados obtenidos (un 55,5% de las personas atendidas dejaron de tener trastornos emocionales tras realizar entre 2 y 9 visitas al psicólogo), las autoridades decidieron continuar con su aplicación a pesar del entorno generalizado de reducción del gasto público.

 

 

Deja un comentario