Preocupan los movimientos externos de la presidenta del Colegio de Médicos de Madrid

Los últimos movimientos protagonizados por la presidenta del Colegio de Médicos de Madrid (Icomem), Sonia López Arribas, han hecho saltar la alarma entre numerosos colegiados pues no entienden que, para resolver la división que ha generado en la Junta Directiva, haya decidido buscar apoyos que, según algunos observadores, pueden reportarle beneficios personales y no resolver el problema de fondo, ya que todo apunta a que la situación de ingobernabilidad por la que atraviesa el Icomem es consecuencia de la negativa de la presidenta a asumir la reforma de estatutos aprobados por la asamblea de compromisarios, así como a que pueda realizar contratos por su cuenta y riesgo.

Deja un comentario