No todos los tipos tienen por qué desencadenar dolor de cabeza

Aunque la cefalea producida por el consumo de vino es frecuente, al menos entre pacientes con migraña, no todos los tipos de vino producen cefalea por igual. Además se ha determinado que hay una sensibilidad especial a diferentes tipos de vino según el tipo de paciente, tal y como se desprende del estudio ‘Cefalea y vino ¿Todos los tipos de vino producen cefalea?’ presentado en la LXIV Reunión Anual de la Sociedad Española de Neurología (SEN). El estudio señala, entre otros aspectos, que un 65% de los pacientes con cefaleas han dejado de tomar vino por miedo a que aumenten las crisis, a pesar de que sólo un 14% afirma tener cefalea inducida por cualquier tipo de vino y siempre que lo consumen. Aproximadamente un 46% de los pacientes que acuden a la consulta de Neurología con cefalea aseguran que beber vino les produce dolor de cabeza, aunque de ellos, un 50% mantiene que es sólo en ocasiones. No obstante, estas cifras parecen incrementarse entre los pacientes que padecen migraña (un 50,4%) y aún más si la padecen de forma crónica (60%). Sin embargo, no todos los tipos de vino afectan de igual forma a los pacientes con cefalea. Mientras que un 27% y un 16,2% de los entrevistados aseguran que el vino tinto y el cava, respectivamente, siempre les desencadena cefalea, solo un 6,7% y un 5,4% lo afirman respecto al vino blanco o al dulce.

Deja un comentario