El RD Ley 16/2012 provoca muertes

La muerte en Mallorca de un inmigrante sinpapeles afectado de tuberculosis, según todos los indicios por la falta de atención adecuada, ha provocado toda una corriente de indignación no menor que la generada cuando, en medios sanitarios y sociales, se conoció la decisión del gobierno del presidente Rajoy se aprobar un Real Decreto Ley por el que, en un alarde de xenofobia, se relega a los inmigrantes irregulares a la clandestinidad. Aunque, a la hora de pensar en el caso del senegalés muerto en Mallorca, no falten quienes piensan en la incapacidad de los gestores sanitarios de las Islas Baleares. Lo cierto es que el RDL 16/2012 provoca muertes evitables.

Deja un comentario