Actitud jeremiaca de la consejera de Sanidad de Cantabria

Parece no haber sentado muy bien a la vicepresidenta de Cantabria y consejera de Sanidad y Servicios Sociales, María José Sáenz de Buruaga, la decisión del Gobierno vasco, de mantener en sus términos actuales la prestación farmacéutica, por lo que ha lanzado una especie de lamento jeremiaco asegurando que todavía estaba a tiempo de reconsiderar su decisión de no implantar la aportación farmacéutica del usuario en función de la renta, porque se trata de una medida (la vasca) jurídicamente inadmisible, que atenta contra los principios de igualdad, equidad y cohesión en los que se fundamenta el Sistema Nacional de Salud. La consejera cántabra ha pedido al vasco responsabilidad y también solidaridad tras el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud.

Deja un comentario