Política y Sociedad

Alberto de Rosa (Ribera Salud): ‘El Modelo Alzira está ganando fuerza como alternativa para la sostenibilidad del sistema sanitario’

Alberto de Rosa

Alberto de Rosa

Acta Sanitaria: ¿Ha afectado la crisis a su compañía o cree que, por el contrario, la salud no entiende de altibajos económicos?

Alberto de Rosa: Nos encontramos en un momento de incertidumbre económica que afecta a todos los sectores. En esta situación podemos lamentarnos o podemos buscar nuevos caminos, nuevas estrategias. Un momento de crisis, también es una oportunidad para ser más creativos. Y en este sentido, nuestro grupo ha apostado por la innovación y la diversificación, porque se lo debemos a la Administración Pública que ha confiado en el modelo de colaboración público privada, a nuestros profesionales que se esfuerzan cada día por ofrecer el mejor servicio, y a los ciudadanos que servimos y a los que nos debemos. El sector sanitario se enfrenta en la actualidad a grandes retos que le obligan a ser extremadamente eficiente y excelente.

A.S.: ¿Qué opinión le merecen las críticas de ciertos sectores a las nuevas fórmulas de gestión?

A.R.: Defendemos un modelo sanitario que pasa por la sanidad pública, gratuita y universal, que apuesta por una política asistencial de calidad e impulsa una gestión avanzada y constante de los Recursos Humanos y las nuevas tecnologías. Y a modo de autocrítica, reconozco que el sector privado tiene que hacer un esfuerzo de pedagogía para dar a conocer el modelo, ya que existe mucho desconocimiento en la población. No obstante las críticas reales, y las que de verdad nos importan, son las de los pacientes y las de los profesionales, y en este sentido, todas las encuestas de satisfacción que efectuamos periódicamente en nuestros centros, nos demuestran que ambos están satisfechos con la gestión y el funcionamiento. Es más, la mayoría de los ciudadanos desconoce el modelo de gestión, lo que demuestra que lo que realmente le importa es cómo se gestiona y no quién gestiona.



A.S.: En concreto, UGT aseguró recientemente que las camas de los nuevos hospitales madrileños cuestan el doble al año que las de los tradicionales con menos servicios, ¿es así?

A.R.: En la gestión moderna el coste no se mide por un recurso que tiende a reducirse por una gestión eficiente del mismo. Las camas no pueden ser un elemento de comparación de costes porque la gestión sanitaria moderna apuesta por la Cirugía Mayor Ambulatoria (CMA), la gestión clínica, la integración entre Atención Primaria y Especializada, etc. por lo que los hospitales del futuro tendrán menos camas que los actuales, y esto invalida esa teoría. El Hospital del futuro tendrá muchas UCIS, pocas camas y mucha tecnología, por lo que el criterio de comparación de camas es arcaico.

A.S.: ¿Qué puede aportar Ribera Salud al SNS ante su situación de carestía y recortes? ¿Ha llegado el momento de alcanzar una mayor colaboración público-privada?

A.R.: Se ha demostrado que esta novedosa fórmula de colaboración público-privada es posible y viable desde el punto de vista asistencial y económico porque combina la fortaleza del sistema público, ofreciendo una sanidad pública, gratuita y universal del más alto nivel pero, introduciendo y aportando la flexibilidad y eficiencia de la gestión privada. Pero la clave del modelo se encuentra en asumir que los centros públicos de gestión privada deben funcionar con los mismos criterios que el resto de hospitales públicos, porque la financiación, el control y la propiedad son públicos, y la prestación es privada. Esto requiere la existencia de una iniciativa privada que tenga claro que las directrices las marca la Administración Pública, por lo que el modelo requiere colaboración leal con la Administración, visión a largo plazo, voluntad de permanencia y una apuesta decidida por los profesionales y por una política asistencial de calidad con el compromiso explícito hacia los ciudadanos. Las fórmulas de colaboración publico privadas y la iniciativa privada tendrán cada vez mayor presencia. Y es algo que están aventurando diversos organismos internacionales, que en recientes estudios han tomado el “Modelo Alzira” como ejemplo de una alternativa para la sostenibilidad del sistema sanitario.

A.S.: ¿Qué balance hace de los centros gestionados por Ribera Salud?

A.R.: El éxito de cada uno de los centros gestionados por Ribera Salud hace que el balance sea muy positivo. Hay que señalar en este sentido que participamos con otros socios en varios proyectos. Destaca el Hospital Universitario de La Ribera, pionero en un modelo de gestión que ha suscitado el interés de otros países; el Hospital de Torrevieja, que cuenta con una importante apuesta por la tecnología y los sistemas de información, y es un centro “sin papeles”. Los hospitales de Denia y Manises son los dos proyectos hospitalarios más jóvenes, cada uno con sus particularidades, mientras que el Hospital del Vinalopó se pondrá en marcha a principios del mes de junio. Por otro lado, participamos en Erescanner Salud para la gestión de las Resonancias Magnéticas en la Comunidad Valenciana, que supone una nueva etapa para Ribera Salud. Asimismo, el Laboratorio Central de la Comunidad de Madrid está cumpliendo las expectativas y ampliando la cartera de servicios.

A.S.:¿Qué tal marcha el Hospital de Torrejón?

A.R.: Es nuestro último proyecto y el primer hospital fuera de la Comunidad Valenciana. Estamos muy satisfechos. Las obras avanzan a buen ritmo, cumpliendo plazos de ejecución a pesar de la climatología adversa de este invierno, por lo que el compromiso es terminarlo a mediados de 2011. Hemos destinado más de 130 millones de euros de inversión para su puesta en marcha y se mantienen unas excelentes relaciones, fluidas y permanentes, tanto con la Consejería de Sanidad, que controla y vigila el cumplimiento de todos los hitos marcados en el cronograma de trabajo, como con los Ayuntamientos, con los que estamos trabajando para acercar el proyecto a la ciudadanía.


El Hospital de la Ribera


A.S.: ¿Qué más está por llegar?

A.R.: Estamos estudiando el pliego, recientemente publicado por la Comunidad de Madrid, para el Hospital de Collado Villalba porque nuestra voluntad es estar presentes en otros proyectos y mantener nuestra posición de liderazgo. Asimismo, próximamente pondremos en marcha una central de compras y centro de negocios para aprovechar economías de escala, con vocación de ser la principal plataforma en el sector en España.

A.S.:Ribera Salud está ganando presencia en Madrid, ¿les interesa especialmente esta Comunidad? ¿Piensan expandirse a otras zonas de España?

A.R.: Tanto la Comunidad Valenciana como la Comunidad de Madrid han demostrado una gran valentía política con la apuesta de modelos que contribuyen a garantizar la sostenibilidad del sistema sanitario, y ambas son un referente dentro y fuera de España. Madrid ha dado un gran salto en el desarrollo del modelo con el Laboratorio Clínico Central y ha puesto en marcha siete hospitales en una legislatura, una experiencia sin precedentes en el entorno europeo. Como compañía líder en el sector de las concesiones administrativas sanitarias, estamos expectantes ante cualquier movimiento en proyectos de colaboración público-privada en cualquier otra Comunidad e incluso fuera de España.

Arantxa Mirón Millán

Deja un comentario